La Danza del Agua – Nanda Tijke’a

Por Juan Mario Pérez Martínez

Lamixkie

“La Danza del Agua”

El agua danza, baña sierras, transforma bosques, moldea seres fantásticos y los vuelve reales en el lienzo de Filogonio Naxín, artista plástico ién nima (mazateco) que desde sus inicios encontró en la pintura una forma de manifestarse contra la discriminación de la que fue objeto por no hablar español, creando un lenguaje propio, del cual el visitante será testigo. La búsqueda inicial de Filogonio es autodidacta. Los colores que extraía de la hierba para ser vertidos en libretas escolares, fueron acompañantes primigenios con los que componía su cotidianidad en la constante búsqueda de una voz propia, para comunicarse con el mundo. De esa manera, Filogonio resignificó a través de su estética las narraciones de la cosmovisión mazateca y hoy les da vida. Su relación con la naturaleza es la del hombre que se sabe parte de ella sin pretender colocarse en un ámbito superior. El agua, uno de los elementos recurrentes en la obra del artista, es fuente de origen para los seres fantásticos que habitan en su paleta y son plasmados con las distintas técnicas que apreciará el visitante. Así, los nahuales, eternos custodios del hombre, que acompañaron su niñez, ahora le asisten para representar lo humano. 

A lo largo de su trayectoria ha luchado contra el racismo y la discriminación, motivo por el cual el asistente encontrará que esta exposición se integra por diversos cuadros que dan cuenta de la violencia cotidiana hacia los pueblos originarios de México. Los cuatro grabados que completan la presente muestra, ilustran el libro Cicatriz que te mira del poeta me’phaa Hubert Matiúwàa. En ellos, Naxín plasma su interpretación de la dolorosa poesía que denuncia la tragedia cotidiana en la montaña de Guerrero.

Si bien los colores primigenios han sido sustituidos por oleos o acuarelas, el mensaje persiste, la rebeldía con la que recrea lo humano continúa, y los seres fantásticos que libera con su pintura parecen desbordar los límites de cada cuadro. 

Gallo

“Nanda Tijke’a”

Kuí nanda tiee, tsikanchii nanguina, tsí xkuíenn jín nguiña, tsíki ngatsí xí chojkuanden ku tsíkinchaáni xí tsíkí Filogonio Naxín, kuí artista plásticoién nima ya tuse yetsíya kisakurá ngu ién xí tsikí, ngu kjua xí kitsiíkincha nga tukuán tse skuetonjín mieee tse tsijkakajinrá xí kijkee ién nchaa, yenda ngu ién xí tiee tujkuán tseyajín ku kuetsura, kuí miee xí jkuee ibí ya skuiee kuí iénra kusín tsikinchaa. Ya tuse yenda iénra Filogonio tangu yenda tse kuantín njirá ngu chjuta xí yakura. Kuí color xí yatsiení xí tsie nguiñán ku xkaa kitsíkita ngata xujún xí machjónra nga tsíki, nga timangui ngu tjaa, kusín kuinchjoo ngasundiee. Kuasín Filogonio yenda ngu kjuabitsién xí tsikincha ngata xí xí kjuabitsiénra xí miee nima ama kuasín xí ndene benda. Kuí ngu chjuta nima xí biechjuta ngasundiera nga tsa mara ku jiejín batsie yajura. Filogonio jkínjka tsíkí xí ngata tiee nanda, ku bendaa ngatsi chuu xí tjínran anima kuí chuu xí sijujín nanda y sijujín ngatsí color xí tsikinchaa ku bendata ngatingu kuabitsién xí tsikinchaa ngata xujún kuasín chjajún ibí. Kuí chubí basión miee tua tekuini xí yasióra ya tuse kindí kisa, ama xí ndene benda ngata xí tsíkí ngatsí kunía jkuán miee. Aska ya kindí kitja kitja tikjatán ngata miee xí kisa nangui biena miee kusa bie nimana xí kisa jiee batsie yajura. Amaa jún xí chu ́aru asiénbí kusamí se chjajún kusín tsíkí kuí kjuaa xí tjín ngata miee nga kusín betunán ngatingu naxindá xí chjuta nima minán. Nchá ñujún xá xí tsiee xujún xi mira libruu Cicatriz que te mira xi tsiee xtaa xí tsi ́indu me’phaaHubert Matiúwáa. Kuí xabí Naxín biena nimiee kusín fayaa xkuón kí kjuachán xí tjín ajan jín nguiñajan xí Guerrero.

Kuí ande kabeña kuí colora xí tsiee xkaa kusa nguiña nga ende tsinchjónjin, xí ndene tsíchjón xí oleos ku acuarela, tua titsikí ngatsí kjuaa xí makjejunrán ku kuí chuu xí sijujín nanguina nga tsisumí ku matsijñe nga nchabetu-kajín ngata xujún xí katsikí.

Danza del Naxín